Saltar al contenido

¿Qué despidos tienen derecho a paro y cuáles no?

Guía Completa sobre los Tipos de Despidos

El despido es una de las experiencias laborales más desafiantes que puede enfrentar un trabajador. Comprensiblemente, una de las principales preocupaciones tras un despido es saber si va a  recibir las prestaciones por desempleo. Este artículo proporciona un análisis exhaustivo de los tipos de despidos y cómo cada uno afecta su derecho a paro, basado en la legislación laboral vigente en España.

Tipos de Despidos y Derecho a Prestaciones por Desempleo

1. Despido Objetivo

Este tipo de despido ocurre cuando existen razones justificadas relacionadas con la situación económica de la empresa, cambios en los métodos de trabajo, o necesidades de reorganización que hacen insostenible mantener ciertos puestos de trabajo. Los trabajadores afectados por despido objetivo tienen derecho a prestaciones por desempleo, siempre que cumplan con los requisitos de cotización a la seguridad social. Además, es obligatorio que la empresa entregue una indemnización equivalente a 20 días por año trabajado, con un máximo de 12 mensualidades.

2. Despido Disciplinario

Este despido se da cuando el trabajador ha incurrido en faltas graves y culpables como indisciplina, incumplimiento de las normativas laborales, entre otros. Aunque en principio, el despido disciplinario no otorga derecho a prestaciones por desempleo, si el trabajador lo impugna y se declara improcedente o nulo por un juez, entonces sí puede acceder a dichas prestaciones. Este proceso implica la asistencia de un abogado especializado para revertir los efectos del despido inicial.

3. Despido Colectivo (Expediente de Regulación de Empleo – ERE)

Este despido involucra a un número significativo de empleados y debe estar justificado por causas económicas, técnicas, organizativas o de producción. Los trabajadores afectados por un ERE tienen derecho a prestaciones por desempleo y a una indemnización, que suele ser negociada entre la empresa y los representantes de los trabajadores, con un mínimo legal establecido por la ley.

4. Extinción del Contrato por Causas Objetivas Individuales

En situaciones como la incapacidad del trabajador para adaptarse a cambios técnicos en su puesto de trabajo, o problemas de salud que impidan el desempeño laboral, el contrato puede extinguirse. Este tipo de despido también otorga derecho a indemnización y prestaciones por desempleo, siempre que se cumplan ciertas condiciones.

Casos Especiales y Consideraciones Adicionales

  • Despidos por Mutuo Acuerdo y Desistimiento: Aunque estos no suelen dar derecho a paro, pueden existir cláusulas y condiciones específicas que permitan al trabajador acceder a estas prestaciones. Es crucial revisar detenidamente cualquier acuerdo de terminación.
  • Renuncia Justificada: En casos donde el trabajador renuncia debido a un cambio significativo y perjudicial en las condiciones de trabajo, impago de salarios, o acoso laboral, se puede considerar una renuncia justificada, lo que le permite reclamar prestaciones por desempleo.

Extinciones de Contrato Sin Derecho a Paro

Existen ciertas circunstancias bajo las cuales un trabajador puede perder su empleo sin tener derecho a recibir prestaciones por desempleo. Comprender estas situaciones es crucial para cualquier empleado, pues afectan directamente su seguridad económica tras la terminación del contrato laboral.

1. Baja Voluntaria: Si un trabajador decide terminar su relación laboral de manera unilateral sin que exista una causa atribuible al empleador, se enfrentará a la extinción del contrato sin derecho a indemnización o prestaciones por desempleo.

2. Finalización del Contrato en Período de Prueba: Cuando un empleado decide rescindir su contrato durante el período de prueba sin justificación, esta terminación también es unilateral y, por lo tanto, no otorga derecho a prestaciones por desempleo ni a indemnización.

3. Excedencias: Un trabajador que no se reincorpora a su puesto tras un período de excedencia, por cualquier motivo, no tendrá derecho a prestaciones por desempleo ni a compensación alguna por la finalización de su contrato.

4. Concesión de Incapacidad Permanente: En casos donde se reconoce a un trabajador algún grado de incapacidad permanente (Total, Absoluta o Gran Invalidez), y esto lleva a la suspensión o extinción del contrato, el trabajador no tendrá derecho a prestaciones por desempleo, ya que recibirá una prestación sustitutiva del salario.

Prestación por Desempleo: Derechos y Procedimientos

Derecho a la Prestación: Los trabajadores despedidos por causas ajenas a su voluntad (como despidos objetivos o colectivos) tienen derecho a solicitar una prestación por desempleo al Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE).

Importe y Duración: El importe de la prestación depende de la base reguladora y del tiempo cotizado. La duración de la prestación varía según el período que el trabajador haya cotizado.

Periodo de Solicitud: Tras un despido, el trabajador tiene 15 días hábiles para solicitar esta prestación. Es vital iniciar este proceso lo antes posible para evitar complicaciones.

Calificación del Despido y Asesoría Legal: La calificación del despido (procedente, improcedente, o nulo) es determinante para los derechos del trabajador. En casos de despido, es altamente recomendable consultar con un abogado especializado en derecho laboral. En Derechos del Trabajo, ofrecemos asesoramiento experto y personalizado, asegurando que nuestros clientes reciban la mejor orientación legal al menor costo posible. Nuestro modelo de servicio está basado en la efectividad, cobrando honorarios solo si el cliente obtiene un resultado favorable.